Esto no pretende ser una disculpa I

Dice Doble H. que cada día que pasa puntúo peor. No lo dudo. Que mis textos contienen todo tipo de erratas, que no vigilo lo que escribo, que mi pensamiento va a veces por delante de mis dedos y otras por detrás. No lo niego. Que parece mentira que a estas alturas tenga que recomendarme que me tome unos minutos para releer lo que escribo antes de darle al botoncito de publicar ahora, que ya esta bien, Rafa, que ya va siendo hora de dedicarle unos minutos a lo que uno escribe.

Pero lo lamento. Escribo en plan guerrilla urbana contra el poco tiempo que tengo, y claro eso se cobra sus víctimas. Entre otras, la decencia literaria, la corrección, la contención, el saber decir. No lo lamento.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.